La Kizomba ha llegado a las salas de baile para quedarse

En los últimos años, hay un nuevo baile que se ha ido adueñando poco a poco de las pistas de baile en Madrid: la kizomba. La Kizomba es un baile pausado y romántico, más bien lento, que permite conectar con la pareja de baile al máximo. Debido a este ritmo lento, está totalmente indicado para cualquier persona, tanto para aquellas que tiene amplia experiencia en bailes de salón como para principiantes.

Historia de la Kizomba

La kizomba es un baile que tiene su origen en Angola, a finales de la década de 50-60, cuyo significado es fiesta o baile. Nace de la fusión entre la “semba” (ritmo angoleño precursor de la samba) con otros ritmos africanos como el “zouk” antillano. Durante esas décadas, en Ángola también se bailaban otros estilos de baile importados de otros continentes, gracias a la colonización que sufrió durante los siglos XIV y XV. Esto llevó a crearse una fusión entre los ritmos africanos y la forma de bailar europea en pareja.
La unión de la influencia europea con la importancia de los ritmos argentinos y cubanos a través del tango y la salsa, respectivamente, crearon lo que hoy conocemos como Kizomba. Este nuevo baile ha supuesto un soplo de aire fresco para las pistas de baile de España y otros países. Gracias a su facilidad, es uno de los pocos bailes sociales que permite disfrutar de sus acordes en la pista desde el primer momento, aunque no se tenga experiencia. Su ritmo pausado y melódico junto a la facilidad de sus pasos básicos hacen que cualquier persona sin ninguna experiencia en la pista de baile pueda llevar el ritmo, evolucionando gradualmente hacia pasos más complejos y elaborados.
La kizomba da la oportunidad de bailar en pareja según su nivel de intimidad, bien creándose una danza estrecha, lenta y sensual, con una gran complicidad entre el hombre y la mujer; o bien unos pasos más abiertos, con movimientos rápidos de los pies e incluso algún que otro truco.
En la Kizomba hay cuatro estilos:

  • Passada. Es el estilo clásico, en este estilo el hombre y la mujer bailan con sus torsos juntos, excepto en algunos pasos donde el contacto lateral hace que se rocen las caderas y se entrelacen las piernas.
  • Tarraxinha. En este estilo se camino poco y el chico marca la cadencia de la música suavemente con la cadera de la chica.
  • Quadradrinha
  • Ventoinha

El paso más básico para lanzarte a bailar Kizomba es una sucesión de dos pasos, uno al lado del otro. Este paso se suele comenzar con el hombre en el pie izquierdo, dando un paso hacia un lado y la mujer con el pie contrario, el pie derecho. El hombre, en este caso, lleva su pie derecho hacia el pie izquierdo con un toque, sin dejar nunca el peso sobre su pie derecho. A continuación, se hace el paso a la inversa, se da un paso a la derecha con el pie derecho y acompaña el pie izquierdo junto al derecho con un ligero toque al suelo. La mujer hace lo mismo, pero con los pies opuestos.

Beneficios de bailar kizomba

Como cualquier otra actividad física, la kizomba tiene también grandes beneficios para las personas que lo practican, tanto físicos como psicológicos. A nivel físico, gracias a la continuidad de sus movimientos, con un trabajo constante de la pelvis hacia delante y hacia atrás ayuda a tonificar tus piernas, glúteos y a reducir la cintura. Otros de sus beneficios son los siguientes:

  • Fortalecimiento de huesos y músculos. Gracias a la reducción de grasa los niveles de fibra muscular se compactan.
  • Aceleramiento del metabolismo, aumentando la vitalidad y la energía y haciendo que se mantenga en el tiempo.
  • Mejora los estados de depresión. La liberación de adrenalina que se produce al bailar es ideal para contrarrestar la epinefrina.
  • Fortalece el corazón y mejor la salud cardiovascular.
  • Aumenta tu energía, gracias al baile lograrás recuperar la energía que has perdido a lo largo del día.
  • Aumenta tu memoria. Ya sean pasos sencillos u otros más elaborados tienes que aprenderlos, por lo que ejercitarás tu memoria mejorándola.
  • Aumenta tu confianza y tu autoestima. Desde que empieces a dar tus primeros pasos de kizomba y ves como vas mejorando, te sentirás realizado mejorando tu confianza y autoestima.

Cursos de kizomba intensivos durante julio y agosto

Si todavía no te has decidido a probar la Kizomba no lo dudes. Ponte en contacto con nosotros y asiste a una de nuestras clases de kizomba, podrás ver en primera persona el buen ambiente y el buen rato que se pasa al mismo tiempo que aprendes los primeros pasos de uno de los bailes de salón que está más de moda.
Tambien ofrecemos cursos de salsa y bachata intensivos durante los meses de verano.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies